Tarta de queso y fresas experimental

Por

10 Marzo, 2013

Dulce, Postres, Tartas

La primera receta que voy publicar en este blog será una receta dulce. La mayoría puede que también lo sean. Además es una receta de mi propia invención, fruto del panorama con el que me encontré hace poco cuando llegué de viaje.

Venía yo de vuelta de Cáceres, de un pequeño viaje improvisado, con unas ganas tremendas de cocinar algo dulce. Abrí el frigorífico y pensé… ¡horror! Un montón de cosas caducadas y otras a punto de echarse a perder. Estuve a punto de coger el cubo de basura y tirarlo todo (frigorífico incluído) pero me retuve y observé lo que podía aprovechar.

Había fresas a punto de morir por abandono, un yogur griego que caducó el día antes, una tarrina de queso fresco de untar que se me había olvidado que existía y varios huevos que tenían que usarse ya. Además encontré casualmente una lata con galletas para decorar que nunca decoré, y como eran con motivos navideños, sabía que no iba a decorar.

Lo mezclé todo, añadiendo un par de ingredientes más, y ¡me salió la tarta de queso más perfecta y genial que jamás había hecho!
No solo dulces - Tarta de queso y fresas experimental

Así que si estás deseando probarla, como yo ahora mismo después de ver la foto (creo que tengo que volver a hacerla…) pues aquí va la receta.

Ingredientes (para una tarta de 18cm de diámetro y 6cm de altura)

  • 200 gr de galletas, del tipo que más te gusten
  • 50 gr de mantequilla
  • 3 huevos
  • 1 yogur griego (caducado si es posible XD)
  • 300gr queso fresco de untar
  • 70 gr de leche
  • 70gr de azúcar blanca normal
  • 2 cucharadas soperas de maicena
  • 2 cucharadas de zumo de limón
  • 1 cucharadita de vainilla en pasta o las semillas de media vaina
  • 200gr de fresas
  • Mermelada de fresas


Elaboración

  1. Precalentamos el horno a 180ºC.
  2. Lavamos las fresas, y las dejamos que vayan escurriendo para no incorporar agua en la masa.
  3. Trituramos las galletas muy pequeñas, hasta hacerlas polvo, y las mezclamos con la mantequilla derretida en el microondas, hasta que se nos quede una pasta homogénea.
  4. Forramos nuestro molde con papel de horno (yo forré solo la base) y repartimos nuestra mezcla de galletas apretando bien con las manos, procurando que todos los huecos se cubran y quede todo al mismo nivel.
  5. Una vez lo tengamos preparado, metemos el molde en el horno durante unos 10 minutos, para que nuestra base coja más cuerpo. Una vez pase ese tiempo, lo sacamos y dejamos enfriar hasta que le añadamos la mezcla de queso.
  6. Batimos los huevos. Yo utilicé batidora eléctrica, para que el resultado sea una mezcla bien homogénea. Le añadimos el azúcar y batimos bien.
  7. Añadimos a esta mezcla la leche, el yogur, el queso, el zumo de limón, la vainilla y las dos cucharadas de maicena tamizadas. Volvemos a batir hasta conseguir que todo esté bien mezclado.
  8. Cortamos las fresas en cuadros pequeños, reservando algunas pequeñas para la decoración final.
  9. Añadimos estas fresas cortadas a la mezcla de queso, incorporándolas con movimientos envolventes.
  10. Ponemos nuestra mezcla en el molde y metemos al horno durante unos 45/60 minutos, dependiendo del tamaño de nuestro molde. En mi caso, el tiempo total fue de 60 minutos dentro del horno, sin variar la temperatura: 30 minutos dentro + 30 minutos tapado con papel de aluminio. Sabemos que está hecho porque al pinchar con un palillo, sale limpio.
  11. Al sacar del horno, dejamos enfriar sobre una rejilla, y una vez esté completamente frío, podemos desmoldar y meter en el frigorífico.
  12. Podemos añadirle mermelada de fresas por encima, como decoración final. Yo utilicé un sirope de pastelería que tenía también a punto de caducar.

 

La verdad es que esta tarta ha resultado ser una grata sorpresa. Según los que la probaron, dicen que ha sido la mejor tarta de queso que he hecho, así que por eso aquí os la dejo.

Como podeis ver, la fresa está un poco pocha, pero con esto también se demuestra que la comida no se tiene que tirar siempre, podemos buscarle una solución y hacernos un rico postre para sorprender a más de uno.

No solo dulces - Tarta de queso y fresas experimental

Espero que os haya gustado esta primera receta. A lo largo de estos días seguiré actualizando la página, que ahora está muy vacía.

Un saludo a quién esté en el otro lado.

ACTUALIZACION:
Me encargaron el otro día una tarta igualita a esta. Ya aproveché para hacerla más bonita y con ingredientes no caducados. Aquí la tienes.
No solo dulces - tarta de queso y fresas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *